Facebook trabaja para mejorar la opinión de los usuarios sobre la publicidad

La red social está introduciendo mejoras para que editores y desarrolladores puedan mostrar anuncios mejores a todo el mundo, incluidas aquellas personas que no utilizan Facebook 

Gran parte de los contenidos colgados en la red se financian con publicidad para que puedan ser gratuitos y accesibles para todos. A pesar de ello, los usuarios se quejan de muchas veces la publividad es molesta, así que por ese motivo, Facebook ha decidido prestar más atención a mejorar los anuncios tanto dentro como fuera de la plataforma. 
Hace ya dos años que Facebook presentó la red de públicos de Facebook con el objetivo de ayudar a editores y desarrolladores a costear sus servicios mostrando anuncios relevantes y de alta calidad a las personas que visitaban sus aplicaciones y sitios web. Hasta el momento solo se han mostrado esos anuncios a usuarios de Facebook y ahora es cuando han comenzado a expandir  la red de públicos. De esta forma, editores y desarrolladores podrán mostrar anuncios mejores a todo el mundo, incluidas aquellas personas que no utilizan Facebook o no están conectadas a la plataforma.

Por otro lado, Facebook está trabajando para mejor la experiencia del usuario en lo que respecta a la publicidad en internet; tanto las personas que utilizan los distintos servicios, como los editores y los desarrolladores. Los anuncios en Facebook se revisan para garantizar que cumplen lras normas y respetan la experiencia de las personas. Por eso no se permite que los anuncios incluyan sonido a menos que se interactúe con ellos y se ha desarrollado una tecnología capaz de determinar cuándo una persona hace clic por error en un anuncio desde un dispositivo móvil, de modo que ya no se le redirecciona a una aplicación o un sitio web que no quiere visitar.

Asimismo se ha puesto a disposición del público general herramientas para dejar de recibir publicidad en internet basada en los intereses, lo que les permite controlar los anuncios que ven. Desde hoy mismo, se pueden dejar de ver anuncios de aplicaciones y sitios web de fuentes ajenas a Facebook, en función de las preferencias de anuncios de cada usuario.