Actualidad

5 motivos por los que no aumenta la facturación del eCommerce

Buscar nuevos clientes antes de cuidar a los que ya tenemos y confiar en los anuncios como única vía para incrementar las ventas, entre los errores más destacados para no escalar

Hacer crecer un negocio es, hoy en día, una tarea más compleja que en años anteriores, incluso en el mundo online. Muchas empresas atraviesan un momento económico adverso, por lo que buscan vías alternativas de generación de ingresos para poder seguir adelante. En este sentido, Consultoria.io señala los principales errores que cometen los ecommerce que frenan su negocio:

  1. Ver al cliente como un mero participante del proceso de compra

El principal motivo por el cual las ventas de tu tienda online no crecen puede tener como origen el rol asignado al cliente. En este sentido, el principal error es pensar que el consumidor es un mero participante para obtener un fin (vender). Nada más lejos de la realidad, puesto que el comprador tiene que jugar un papel fundamental y debe ser centro de la estrategia de negocio. En otras palabras, debe conectar con la marca más allá del producto, disfrutar de una experiencia de compra satisfactoria, políticas de compra y envío de producto beneficiosas, un servicio de atención al cliente personalizado…Todo esto deriva en un incremento de ventas. Solo compra quien conecta contigo y con tu marca.

  1. Invertir en anuncios y nada más

No cabe duda de que invertir y apostar por la publicidad para dar visibilidad a tu negocio es una herramienta útil para atraer a más consumidores, pero esto no hace que esos usuarios vayan a comprar sí o sí, sobre todo con beneficios netos para el empresario De hecho, desde Consultoría.io señalan que esta línea de pensamiento es uno de los errores más comunes, y destacan que “los anuncios son la gasolina que mueve la máquina, pero si esa máquina no está perfectamente calibrada (cuentas con una marca con carácter que conecta con el consumidor, un buen producto, experiencia de compra satisfactoria, etc.), su influencia a la hora de aumentar las ventas es prácticamente nulo”. Por este motivo, desde la compañía aconsejan que esta técnica sea el colofón final de una estrategia de marketing completa que incluya otras acciones como contenido alrededor de conectar con el cliente, optimización los procesos de conversión y un plan de “omnipresencia” por todo internet

  1. Que el proceso de compra sea largo

Una de las principales características del consumidor actual es la falta de tiempo. En otras palabras, buscan que el proceso de compra sea rápido, sencillo e intuitivo. Por tanto, para que las ventas online crezcan, revisa el proceso de compra y trata de simplificarlo al menor número de pasos posibles. No abusar a la hora de pedir datos personales o implementar sistemas de almacenamiento de información para que el cliente no tenga que rellenar en futuras compras son algunas de las mejores que permiten aumentar las ventas. Cuantos menos “clics” se necesiten para finalizar una venta, mejor. La diferencia de improvisar esto o diseñarlo al milímetro puede ser hasta el triple de ventas con el mismo tráfico.

  1. La primera impresión es clave

Infinidad de estudios demuestran que los consumidores necesitan menos de 10 segundos para saber si la tienda online que han visitado es la adecuada y se quedan o si, por el contrario, se marchan. Esto quiere decir que hay muy poco tiempo y una única oportunidad para seducir y convencer al cliente de que tu negocio es lo que estaba buscando. Por eso, desde Consultoría.io recalcan que es clave no solo que la web cargue a la mayor brevedad posible, se adapte a todos los dispositivos y tenga una apariencia visual sino que se haya estudiado antes al milímetro cómo cada elemento de la web va a hacer o no que provoquemos intención de compra al usuario, sin esto no seremos capaces de convertir visitas en clientes.

  1. Adquirir nuevos clientes es solo el primer paso

Incrementar el número de compradores es, sin duda, un objetivo fundamental para cualquier negocio que quiera generar ventas. Sin embargo, esto no es lo más fácil, rápido o rentable aumentar los beneficios netos. Conseguir que compren una vez en tu negocio es lo más difícil, pero que alguien que ya te ha comprado, compre de nuevo es mucho más fácil. Por tanto, en primer lugar, hay que centrar los esfuerzos en fidelizar los clientes que ya tenemos y conseguir que compren con asiduidad para que sirva como base de tu negocio, y así hacerlo más predecible. Una vez alcanzado este hito, adquirir nuevos consumidores será el siguiente paso que permita incrementar las ventas y sabremos que estarán “en buenas manos” porque la parte de fidelización la habremos construido antes. La experiencia no termina cuando te compran por primera vez, empieza cuando te compran por primera vez.

“En muchas ocasiones las empresas ven como alcanzan un techo de ventas online que no son capaces de superar, por lo que creen que han llegado al límite de las posibilidades de su ecommerce. existen fórmulas que permiten eliminar estos obstáculos, hacer crecer la facturación online y desbloquear la escala. Para ello, es necesario que las empresas redefinan su estrategia e identifiquen los puntos de mejora para diferenciarse de la competencia y hacer crecer su volumen de ventas online”, señala Jesús Orozco, CEO y fundador de Consultoría.io.