Aquaman se estrena con la primera lona 100% reutilizable y biodegradable

Warner Bros apuesta por la utilización de botellas y envases reciclados para el lanzamiento de la película con Initiative y blowUP.

La población cada vez está más concienciada con el medio ambiente y se involucra en temas sociales que ayuden a mejorarlo. En este sentido, marcas y empresas buscan alternativas para ser más sostenibles y captar así a los consumidores, aportando un bien a la sociedad. El sector de la publicidad no se queda atrás y utiliza estrategias de comunicación demostrando que es posible diseñar y apostar por soportes respetuosos con el medio ambiente.

Así lo ha hecho Warner Bros, que se sitúa como la empresa pionera en España en realizar una acción sostenible tan a lo grande. Aprovechando el lanzamiento de su nueva película, Aquaman –que se estrena el 21- ha diseñado e instalado la primera lona en España fabricada con botellas y envases de plástico reciclados, de la mano de blowUP media. La acción forma parte de la campaña de medios planificada por Initiative.

En España se tiran más de 8 millones de toneladas de plástico al mar, siendo el segundo país que más basura vierte al Mediterráneo. Con esta innovadora acción, Warner nos invita a proteger el mar bajo el claim ‘Tú también tienes el poder de salvar el océano’, recordando que todos podemos contribuir a no ensuciar los mares y conservar los océanos y especies que en él habitan, ayudando a mejorar nuestro hábitat.

La lona, situada en la madrileña calle Alcalá, es completamente reutilizable y biodegradable gracias a que el plástico está 100% fabricado con botellas y envases reciclados, además de restos textiles para poder hacer el hilado.

 

Aquaman es una aventura repleta de acción que abarca el gigantesco y sorprendente mundo subacuático de los siete mares. La película está protagonizada por Jason Momoa y cuenta la historia del origen de Arthur Curry, mitad humano y mitad atlante, que emprenderá el viaje de su vida. Esta aventura no solo le obligará a enfrentarse a quién es en realidad, sino también a descubrir si es digno de cumplir con su destino: ser rey.