Actualidad
Advertisement

Seis claves para triunfar como marca en YouTube

La calidad de los contenidos, así como los títulos, los metadatos, las descripciones, las miniaturas, las secciones y la transcripción de vídeos son los principales factores a tener en cuenta para tener éxito en YouTube

De acuerdo a los datos aportados por la agencia Datasocial, YouTube es el segundo sitio web más visitado del mundo. Cada día son visualizados más de cinco billones de vídeos y, solo en España, los espectadores de entre 25 y 44 años consumen 50 minutos diarios de contenidos. Además, nuestro país cuenta con más de 28 millones de usuarios al mes. “Esta plataforma ha vivido un boom a raíz del surgimiento de los influencers. Esto hace que haya una cantidad elevada de contenido, pero no siempre con la calidad más adecuada. Así, del mismo modo que los videobloggers tienen que crear vídeos diferentes y profesionales, es importante que las marcas conozcan trucos para posicionar sus contenidos de la mejor forma posible”, añade Ana Aldea, responsable global de Datasocial, agencia dedicada a ayudar a las marcas a ejecutar sus estrategias digitales.

Las ventajas del videomarketing son múltiples para las marcas, ya que ofrecen una mayor credibilidad al mismo tiempo que posibilita la interacción con el consumidor, incrementando la virilización de los contenidos. Aqui es donde entra en juego el SERP, que está relacionado con los resultados que aparecen al hacer una consulta en algún buscador. En este caso, el objetivo de la empresa será incluir YouTube en su estrategia de redes sociales y SEO para atraer más tráfico a su web y contribuir al awareness y reconocimiento de marca.

Además de la calidad del contenido, ¿qué otras claves deben tenerse en cuenta para aumentar y mejorar el tráfico conseguido en el canal de Youtube? Desde Datasocial recomiendan emplear títulos marketizados con un máximo de 60 caracteres; escribir metadatos completos y detallados que sigan formatos y estrategias de palabras clave; comprobar que las descripciones no tengan más de tres líneas; utilizar miniaturas atractivas de alta resolución; crear secciones para organizar el contenido y un tráiler del canal; y transcribir los vídeos para que su localización en Google sea más sencilla.