'Prudent Lights': Shackleton lo vuelve a hacer por Navidad

La agencia española pone en marcha una nueva acción autopromocional por Navidad que lleva camino de convertirse en viral en las redes sociales y de conseguir altos niveles de impacto y cobertura en medios. Todo gira en torno a unas luces decorativas de Navidad especiales que se pueden programar para que se enciendan únicamente en los tramos horarios en los que el precio de la electricidad es más bajo. La agencia apuesta por esta idea que combina creatividad y tecnología para que estas fiestas el espíritu de la Navidad siga brillando, “sin costarte un riñón”, tal y como versa el claim de la campaña.

Si hay algo sobre lo que no bromean los españoles desde hace meses es sobre el precio de la luz. ¿O realmente sí hay espacio para el humor y nadie lo ha sabido ver? La agencia creativa Shackleton parece que quiere aprovecharse de esta realidad para lanzar una acción especial navideña que sirve como elemento autopromocional. Esta iniciativa aborda, en clave de humor, la noticia más recurrente de los últimos meses: las descontroladas tarifas de la luz. "Esta Navidad, la moderación en la comida, el comedimiento a la hora de beber y la templanza en las conversaciones familiares, podrían convertirse en preocupaciones menores comparadas con el auténtico drama: el descontrolado precio de la electricidad y la dificultad para entender los tramos horarios en los que el precio de la luz es más o menos alto -explican desde la agencia- En este contexto presentamos “Prudent Lights”, las luces de Navidad programadas para que brillen en las horas en la que la electricidad es más barata y se apaguen discretamente en las demás".

La campaña aborda el contexto de las franjas horarias de la luz que se puso en marcha en España este verano y que toma de nuevo gran relevancia en estas fechas festivas debido al incremento de la demanda eléctrica con la instalación de las decoraciones. Es por ello por lo que la agencia ha desarrollado “Prudent Lights”, las luces de Navidad que se apagan en las horas en que “espíritu navideño te cuesta un riñón”, tal y como indica su claim. En este sentido, estas luces están programadas para mantenerse encendidas en las llamadas “horas valle y llanas”, en las que los precios son más reducidos, y para apagarse en las “horas pico”.

 

 

“La idea era un pequeño guiño humorístico al desastre de la factura de la luz y, ya que estamos, contrarrestar un poco el exceso de almíbar navideño", detalla Juan Silva, director creativo ejecutivo de Shackleton. “Me parece uno de esos casos en los que el sentido del humor multiplica al sentido común para hablar, de una forma diferente, de en uno de los temas realmente importante para muchísima gente en este momento”, añade Pablo Alzugaray, presidente-CEO del grupo al que pertenece la agencia creativa.

El funcionamiento de este nuevo producto (es real) es sencillo. Se coloca “Prudent Lights” en el árbol, belén o espacio a iluminar. Se conectan a a cualquier enchufe. Y listo. Ellas sabrán cuándo apagarse prudentemente para ahorrar. Según detalla la agencia brillarán de 22:00 a 10:00h. y de 14:00 a 18:00h., los fines de semana y los festivos (horarios correspondientes a las horas “valle” y “llanas”). Y se apagarán los días de diario de 10:00 a 14:00h. y de 18:00 a 22:00h. (horarios correspondientes a las horas “puntas”).

Campaña de lanzamiento

Las “Prudent Lights” se presentan al mercado arropadas por un campaña de publicidad que consta de un spot en clave de humor que narra el encuentro sorpresa que le prepara una familia a su abuela, Pruden. Para dejar con la boca abierta a la cabeza de familia, sus hijos y nietos le decoran toda su casa con llamativas luces para las que se necesitan muchos vatios, logrando su objetivo, pero no con el efecto deseado. Igualmente se ha llevado a cabo acciones de comunicación estratégica con medios e influencers, de cara a generar notoriedad sobre la iniciativa, y se han activado contenidos en internet y plataformas social media, entre otros canales. Todo ello gestionado desde la propia agencia y su hermana especializadas Shackleton Buz & Press. De hecho, para compartir esta novedosa solución y producto, Shackleton va a poner en marcha sorteos en sus cuentas de Instagram, Twitter y LinkedIn, para que cualquier persona que esté interesada pueda tener sus “Prudent Lights”.

La acción, que en realidad forma parte de la campaña ideada por la agencia para felicitar a sus clientes y amigos las fechas navideñas, se compone además una landing en la que se activa el “dark mode” durante las “horas pico”, acciones de marketing directo (email marketing y envíos de ejemplares de Prudent Lights) y otras acciones de PR 2.0. Todo el desarrollo se monitoriza en redes sociales bajo el hashtag #PrudentLights. Accede a la ficha completa de la campaña aquí

Este trabajo de la agencia se suma a su ya largo listado de acciones autopromocionales navideñas que han trascendido del sector publicitario para convertirse en acciones de alto calado e impacto social en España, siguiendo la estela de desarrollos como Save Christmas, Xmas Mode, iJam, Mesas Conectadas, Papeles con patatas, entre otras.