Actualidad
Advertisement

El 75% de los eShoppers aumentaría su gasto en compras si mejorase el servicio de entrega

Las entregas programadas se han duplicado en las grandes ciudades y constatan una tendencia en alza en la logística de los retailers españoles

El factor más importante para decantarse por una compra a través de los eCommerce es el precio; pero cada vez están cobrando mayor importancia otros aspectos como la comodidad que ofrecen las compras por internet. De hecho, tres de cada cuatro consumidores españoles aumentaría el gasto online si el servicio de entrega fuese realmente satisfactorio, según el Instituto de Investigación de Capgemini.

Los envíos gratuitos y en plazos de tiempo ajustados, así como las devoluciones sencillas y programadas, están en el centro de las nuevas tendencias que giran en torno a la estrategia logística de los retailers.

Más de la mitad de la población mundial vive en ciudades de más de 300.000 habitantes y se estima que esta cifra alcance al 70% de la población global en el año 2050, según datos de la ONU. En cuanto a España, hoy en día el 79% de la gente vive en zonas urbanas, produciéndose un fenómeno de concentración en grandes metrópolis como Madrid o Barcelona. En este contexto donde un mayor número de eShoppers se agrupa en áreas urbanas, las tiendas online se enfrentan al reto de abordar la última fase de las entregas de los pedidos online.

La logística y los plazos de entrega han pasado a ocupar el eje central en la estrategia de los minoristas. El sector ha evolucionado desde la entrega en semanas a la posibilidad de entregar los pedidos en tan solo unas horas, provocando un cliente más exigente y cada vez más preocupado por el último paso de la cadena logística. "Los consumidores exigen conocer el estado de sus pedidos de forma online, por lo que los comercios electrónicos se han apoyado en la tecnología para ofrecer la posibilidad de rastrear los pedidos. Y esta opción, a su vez, otorga confianza y transparencia en el proceso logístico", apunta Alberto Hernández, parnertships director de Webloyalty España.

Entregas programadas: demanda en auge

Los envíos en el comercio electrónico se extienden por toda la geografía. Sin embargo, el mayor peso en la educación sigue recayendo en las grandes urbes donde los estándares de entrega más comunes apuntan a plazos de 24 a 48 horas, con costes de devolución muy bajos o, en el menor de los casos, gratutitos.

Por su parte, cada vez son más los consumidores que demandan la posibilidad de recibir los pedidos en días y horas seleccionadas previamente, dada la inexactitud con la que muchas compañías operan. Las entregas programadas es una opción que está ganando cada vez más adeptos y es el fin de semana el momento preferido por los españoles para recibir sus pedidos. En concreto, los domingos por la mañana (74%), los viernes y sábados (70%) así como los martes y miércoles (70%) son las jornadas preferidas para solicitar los pedidos, de acuerdo con el estudio Pedidos on-demand: entregas inmediatas versus programadas, de Stuart. En cuanto a las franjas horarias, la mayor demanda se produce entre las 8:00h y 10:30h de la mañana.

Los envíos programados se han duplicado en las grandes ciudades, pasando del 10% en Barcelona en 2017 al 19% en 2018, mientras que en Madrid se situaron el año pasado en el 24% en contraposición al 17% que alcanzaron en 2017.

"Un retraso en el plazo de entrega puede ser crucial para el consumidor y un factor determinante en la lealtad y recurrencia de las compras en una determinada tienda online. Los retailers, conscientes de esta situación, apuestan por la innovación y el desarrollo de I+D en logística para estar a la vanguardia y en línea con las crecientes demandas del mercado. Los eCommerce que no ofrezcan un servicio logístico a la última se quedarán atrás en la competición" concluye Hernández.