El verano y las vacaciones: más ventas online y menos fidelidad de marca

El verano es un momento clave en cuanto a compras se refiere. Las vacaciones, la desconexión y el relax incitan al consumidor a visitar más tiendas online en sus momentos de descanso. Además, las rebajas impulsan a la acción en estos meses del año, como apunta el estudio sobre “Hábitos de consumo de los españoles durante el verano”, realizado por Tiendeo 2016. Tiendas online como Privalia, refuerzan este hecho y afirman que las compras online desde el teléfono móvil aumentan un 38% en época estival. Y aunque también se producen muchas compras en tiendas físicas, el 85% de ellas están previamente planificadas en catálogos digitales.

Durante estos meses, los españoles consumen, sobre todo, turismo (15,2%), seguido de tecnología e informática (7,3%), smartphones (6,1%), textil deportivo, muebles y complementos; según los datos de junio 2018 del Observatorio Cetelen.

Sin embargo, a pesar de que el consumo y las compras a través de los teléfonos aumenten, la difelidad de las marcas de los españoles sigue decreciendo. Según el Loyalty Monitor 2017, solo el 12% se mantiene fiel a una marca, independientemente de las circunstancias. El Instituto DYM realizó una investigación muy relevante para las empresas, y es que el 94% de los encuestados afirma que cambiará de marca si encuentra mejores precios u ofertas.

El impulso de las ventas online durante el verano, gracias a las rebajas y al mayor tiempo de que disponen los usuarios, no siempre se traduce en un aumento de la relación entre marca y cliente”, comenta Paula Rodríguez, business development director en Webloyalty España. Y apunta que para que las tiendas online puedan beneficiarse de este aumento de las compras deben “trazar una estrategia que permita reforzar la experiencia del cliente y la fiedelidad de la marca”, para que los precios no sean un aliciente a abandonarla ni en época de rebajas.

 

Fuente imagen cabecera: Webloyalty.