España e Italia se alían en el impulso de la TDT

Impulsa TDT y su homóloga italiana DGTVi firman un acuerdo para promover el proceso de transición a la Televisión Digital Terrestre. Uno de los objetivos de este convenio es el de mejorar los procesos de información al consumidor para que el tránsito a la Televisión Digital Terrestre se produzca de forma paulatina y eficiente.

Eladio Gutierrez, presidente de Impulsa TDT y Andrea Ambrogetti, presidente de la Asociación DGTVi, han firmado, en el marco del Forum Europeo sobre Televisión Digital celebrado en Lucca (Italia), un acuerdo que busca fomentar la transición a la Televisión Digital Terrestre

Ambos presidentes rubricaron este convenio que a partir de ahora supondrá la cooperación activa de las dos asociaciones con el fin de llevar a cabo con éxito el proceso de transición a la TDT en España e Italia.

Uno de los objetivos de este convenio es el de mejorar los procesos de información al consumidor para que el tránsito a la Televisión Digital Terrestre se produzca de forma paulatina y eficiente. En esta línea, el acuerdo compromete a ambas asociaciones a promover iniciativas que eviten la venta de televisores en los que no esté convenientemente identificada la integración de la TDT.

Por otra parte, el acuerdo implica acciones orientadas a los fabricantes, que permitan el establecimiento de una plataforma europea común para las tecnologías basadas en la TDT. De esta forma se pretende unificar el modelo de implantación de la TDT en toda Europa a fin de evitar posibles incompatibilidades entre países.

El propio Eladio Gutierrez valoraba de manera muy positiva la firma de este acuerdo y declaraba “La colaboración con DGTVi es un paso fundamental en el desarrollo de la TDT porque nos permitirá identificar e implementar soluciones técnicas comunes. De este modo podremos facilitar el acceso de los telespectadores a los contenidos de valor añadido que pone a nuestra disposición la TDT.”

Además, DGTVi pondrá a disposición de Impulsa TDT los datos del proceso de transición italiano, lo que permitirá comparar y conjugar los intereses de los radiodifusores y consumidores españoles con los de sus homólogos italianos y europeos.

“Sin duda, el conocimiento de las soluciones adoptadas por cada país en la planificación y asignación del espectro radioeléctrico o las tendencias en cuestiones relacionadas con la alta definición y televisión en movilidad supondrán importantes beneficios para todos los actores involucrados en la transición a la TDT”, afirmaba Gutierrez.