Cinépolis y su particular visión de la emoción y el cine

La marca ha puesto en marcha una campaña internacional que busca relanzar su marca a nivel global y presentándola como un amplificador de emociones y una marca capaz de aportar nuevas experiencias al consumidor

Cinépolis, una de las compañías de exhibición cinematográfica con más espectadores a nivel planetario (es la de mayor tamaño en Latinoamérica y está entre las cinco primeras del mundo en número de salas con más de 4.500) ha apostado por reposicionar estratégicamente la marca y lanzar una nueva campaña global con el objetivo de convertirse en el lugar donde se puede alcanzar la mejor experiencia de entretenimiento asociado al cine. Para ello la marca no duda en asociarse a insights y valores como la magia, las emociones y la transformación.

Cinépolis evoluciona la comunicación para elevar la percepción de la marca reposicionando el grupo en un territorio que va más allá de la exposición o exhibición de películas y en el que emocionantes experiencias desbordan los sentidos de los clientes -detallan desde SCPF, agencia responsable de la nueva estrategia y de la campaña que la respalda en medios- Y es que Cinépolis representa no sólo el lugar donde se vive el cine en su máximo potencial sino también la antesala y lo que sucede a posteriori de esa experiencia”.

El objetivo final es transformar la percepción de la marca. Reivindicar a Cinépolis más allá de un commodity “como el mejor escenario para amplificar la experiencia cinematográfica y elevarla a otro nivel, el único que convierte al espectador en protagonista”, explican desde SCPF.

El nuevo claim de la firma es ‘Entra’, un concepto que combina lugar, intriga y simplicidad. La marca invita al consumidor a entrar y sumergirse en su mundo, envolviéndolo y haciéndolo protagonista de todas las experiencias que puede encontrar en sus establecimientos. Se trata, en definitiva, de capitalizar la experiencia del cine en el cine, pivotando en la experiencia, la emoción y la magia.

Y además hablamos de una campaña de producto, ya que la marca ha puesto el foco, en esta primera etapa, en los crêpes, palomitas y nachos (algunas de las dulcerías que se pueden encontrar en sus cines) dentro de su oferta gastronómica, por ejemplo. La marca traslada este posicionamiento a los productos de alimentación, dotando de emoción y creando valor intangible al surtido único de productos. De esta forma, bajo el concepto “Recetas hechas de cine”, se transmiten la calidad y oferta recreando escenas de acción de películas de culto como Kill Bill, el cine de James Bond 007 y haciendo otros guiños al cine del oeste clásico.

 

 

En este sentido destaca el nivel de realización de los spots, con una alta inversión en producción y postproducción para dotarlos de calidad e imagen cinematográfica. Para trasladar todo esto a la ejecución se ha elegido a la productora The Gang con un equipo de producción internacional con Sébastien Grousset como realizador al mando. Más de 6 días de rodaje en México, 20 localizaciones diferentes y un equipo de más de 100 personas hacen de esta campaña un reto desde el punto de vista logístico, igualmente.

 

 

Los spots ya acumulan 11 millones de views en Facebook unicamente con su puesta en escena en el mercado mexicano (junio de este año), y ahora se lanza a nivel internacional en una segunda fase, con presencia en Estados Unidos, resto de Latinoamérica, India y España. Pero en total la agencia SCPF ha ideado una campaña integral para cine, televisión, medios digitales y soportes gráficos.