Mejora la intención de compra de los españoles

El indicador de expectativas de compra en España todavía se muestra en valores negativos, pero ha mejorado 22 puntos desde junio de 2013

Aunque el indicador de expectativas de compra todavía se encuentra en números negativos (-4), la evolución de los datos demuestra una tendencia tímida, pero positiva. De los 22 puntos de mejora registrados desde junio del año pasado, 17 puntos se han producido en los últimos seis meses. Es la cifra más alta desde el inicio de la crisis. Estas son algunas de las conclusiones del último estudio “Clima de Consumo en Europa”, realizado por GfK, para el segundo trimestre de 2014 en España y otros 12 países europeos.

Las expectativas económicas comienzan una fase de mejora en España, y aunque el indicador de intención de compra aún está en números negativos (-4), lo cierto es que de los 22 puntos de mejora respecto al año pasado, 17 se han producido en los últimos seis meses. En realidad se trata, según el estudio ‘Clima de Consmo en Euros’, de GFk, de la mejor cifra alcanzada desde que comenzara la crisis.

Un dato significativo es la mejora del ánimo de la sociedad respecto al empleo. Las expectativas sobre desempleo de GfK muestran un avance de 40 puntos en comparación con junio de 2013, al pasar de  +6 a - 35 puntos (en este caso, si el número es negativo, más optimista es la población. Ello indica que se espera un descenso del número de parados). Esta mejora se aprecia de manera más significativa en los desempleados y entre los que buscan su primer empleo. En lo que va de año, el pesimismo en cuanto a las “pocas o nulas” probabilidades de encontrar trabajo en los próximos meses ha descendido 10 puntos porcentuales, pasando del 64 al 54%del colectivo en paro. En cuanto a los ocupados, el temor a perder su empleo próximamente se ha reducido en 5 puntos porcentuales. En enero el 15% de los empleados tenía esta preocupación, mientras que en junio ha caído al 8%.

Eso si, ese optimismo parece no ser suficiente para que los ciudadanos acorten el tiempo estimado para salir de la crisis, y es que todavía se estiman tres años más para salir del túnel.

En lo que respecta a Europa, los indicadores de expectativas económicas han ido mejorando de un trimestre a otro, desde diciembre de 2012, cuando registraba -42 puntos, hasta el esperanzador dato actual, +22, positivo y en ascenso.

Las expectativas económicas de Alemania se han incrementado hasta los 46 puntos y sólo están 4 puntos por debajo de su mejor cifra en junio de 2011. En esta línea también se encuentra Reino Unido, que con 38 puntos consigue el valor más alto desde 1997. Sin embargo, en valores negativos se encuentra Francia, que sigue en una incertidumbre permanente, algo que se refleja en sus indicadores este trimestre, por debajo de Italia (-13), Portugal (-1) y Grecia (-10). En junio, las expectativas económicas de los galos alcanzaron -20 puntos. Aunque también se encuentran en valores negativos, Italia, Grecia y Portugal muestran una evolución hacia el optimismo. En Italia, en junio, el indicador de expectativas económicas fue -13 puntos, lo que supone una mejora de 21 puntos en relación al pasado año. Por su parte, Grecia, esperanzada en el devenir de su economía, también muestra entre sus consumidores mayor confianza. Las expectativas económicas se encuentran actualmente en -10 puntos, alrededor de 24 puntos por encima de junio 2013. Finalmente, en Portugal sus consumidores también parecen ver mejoras en su situación económica y en junio su indicador de expectativas económicas se situó en -1 punto, un pequeño retroceso después de alcanzar 5,5 puntos en mayo. Hace un año estaba en -43 puntos.