Los investigadores, médicos y científicos españoles 'sólo' quieren dinero

Una campaña impulsada por la Fundación CRIS contra el Cáncer y protagonizada por algunos científicos y médicos relevantes de la industria en España pone de manifiesto, con un mensaje políticamente incorrecto, la necesidad de invertir en investigación como única vía para erradicar la enfermedad

Todos damos por sentado que un investigador o un científico dedican su vída a conseguir avances en el campo de la medicina que puedan mejorar nuestras vidas pero, ¿qué pasa si dice abiertamente que su única motivación es el dinero? Y es que a veces un mensaje políticamente incorrecto consigue un mayor impacto y repercusión que otro más acorde al perfil de quien lo emite, en este caso profesionales de referencia y respetados, precisamente, por la labor que desempeñan.

Por eso la Fundación CRIS Contra el Cáncer presenta “En la Investigación nos va la Vida”, una campaña protagonizada por los propios investigadores que, con mensajes llamativos, irónicos y “políticamente incorrectos”, pretenden concienciar sobre la necesidad de invertir en la investigación contra el cáncer, poniendo de relieve y recordando que la investigación salva vidas. Y por ello afirman: 'Amo el dinero' (#AmoElDinero)
 


La campaña se lanza para celebrar el Día del Investigador Científico, el próximo lunes 10 de abril, y dejar constancia de una situación que en España hay un 10% menos de investigadores que en 2010 y un 12% menos de inversión en Ciencia que en 2008 (Datos Actuales del Instituto Nacional de Estadística, INE). Una realidad que, según la organización, es necesario parar o revertir: "Es una campaña diferente -comenta Marta Cardona, directora de la fundación- Los investigadores hacen afirmaciones como 'Amo el dinero' o “Me encanta el dinero” que en cualquier otro contexto estaría mal visto, pero que busca concienciar a la sociedad de que es imprescindible que se invierta en investigación, tanto por parte del Estado, que debería aumentar los recursos, como por las personas, que con su propio dinero apoyen también a los investigadores”.

 

 

La campaña consta de dos spots ideados para viralizarse en redes sociales (su producción se ha llevado a cabo en la sinstalaciones reales del Hospital de La Paz de Madrid) y emitirse en televisión, llegado el momento. Toda la acción está monitorizada en redes y canales soial media bajo la etiqueta #AmoElDinero. La agencia independiente Montero y Ella está detrás de la idea, que ha contado con Mad Media y We Work como productoras involucradas.

Uno de los protagonistas de la campaña, el doctor Antonio Pérez, pediatra e investigador de cáncer infantil del Hospital de la Paz (Madrid), aparece en el spot de la campaña con afirmaciones como “Necesito dinero. Y cuanto más dinero, mejor” para luego explicar la razón de estas palabras: “Con dinero se pueden hacer cosas alucinantes. Con dinero podemos secuenciar la genética de los cánceres infantiles. Con dinero podemos desarrollar tratamientos inmunoterápicos con menos efectos secundarios. Con dinero se puede curar el cáncer infantil”, recalca el médico.

Por su parte, la doctora Elena Castro, médico oncólogo e investigadora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas, CNIO, que también apoya la campaña confiesa esta afición al dinero y su por qué: “Paso mucho tiempo pensando cómo conseguir más, porque cuanto más tenga mejor. El dinero es éxito, y el éxito me gusta. Con dinero puedo secuenciar el cáncer de próstata y saber si ese paciente se beneficiará de los nuevos inhibidores de Parp. Con dinero conseguiremos vencer el cáncer de próstata”, constata.

Para Cardona en CRIS son conscientes de que la investigación "es la única vía para vencer el cáncer, por eso financiamos proyectos punteros de investigación en cáncer  a través de fondos privados y de empresas, ya que el trabajo del investigador es un trabajo fundamental para avanzar y descubrir nuevas terapias”. Desde la Fundación, Jesús Sánchez, coordinador de proyectos científicos, también insiste en la necesidad de invertir en capital humano: “España está considerado como uno de los países con investigadores mejor formados, pero dejamos que se escapen. Un hecho que constata el informe de Adecco GTCI, que dice que España ocupa el puesto 35 a la hora de retener el talento, situándose a la cola de Europa. Desde CRIS también luchamos para cambiar eso, y fomentamos que los investigadores desarrollen sus proyectos en hospitales público españoles y centros de investigación. Así que financiamos investigaciones duraderas en el tiempo, para conseguir resultados en los que los pacientes se vean beneficiados lo antes posible”.