Mini lanza el primer configurador de test drive en Instagram

Con Instadrive el fan o usuario puede elegir los diferentes ingredientes de su test drive ficticio, que puede terminar con una prueba real del modelo de Mini que han elegido para llevarlo a cabo.

El Mini es uno de los coches más configurables del mercado, y por eso la marca siempre asegura que nunca hay dos iguales. Sin embargo, los test drives son habitualmente predefinidos y poco personalizados. Por eso la firma de automoción se ha propuesto hacer algo al respecto y crear un test drive original y configurable. Y se ha apoyado en Instagram, una de las redes sociales de mayor crecimiento y popularidad, para llevarlo a cabo.

Se llama Instadrive (http://bit.ly/Instadrive) y en realidad permite un viaje interactivo en el que el usuario elige los diferentes ingredientes de su test drive ficticio: el modelo que desea probar, la compañía y en el que tendrá que tomar decisiones ante las distintas situaciones que se irá encontrando en su prueba de producto.  Con esta acción la marca innova en el ámbito social media creando una experiencia única para cada participante de esta peculiar promo que puede terminar con una prueba real del modelo de Mini que han elegido para su Instadrive.

Las distintas opciones de configuración y situaciones del viaje han sido pensadas por la agencia de creatividad La Despensa y se han plasmado en una serie de ilustraciones y animaciones realizadas por el estudio de diseño barcelonés Device.