Actualidad
Advertisement

Rei Inamoto: “La magia humana supera a la innovación al crear una marca relevante”

Rei Inamoto es una de las personas más influyentes de la industria del marketing y la creatividad mundial. Actualmente es consultor de innovación y ex CDE de AKQA. Ha formado parte de la lista ‘Creativity 50’ de Creativity Magazine en varias ocasiones y ha sido considerado como una de las ’25 personas más creativas en publicidad’ por la revista Forbes.

Con motivo del c de c 2019 celebrado este año en San Sebastián, Rei Inamoto manifestó la necesidad de las marcas por convertirse en relevantes en una sociedad que cada vez demanda más compromiso e implicación social hacia las compañías. “Las marcas deben ser notables y hacer acciones relevantes para que el público se acuerde de nosotros, tanto como marca, como de las personas que hay detrás de ella”.

Inamoto iniciaba su filosófica conferencia referenciándose en la figura y estrategia empresarial de su padre, que tenía la ideología de que toda acción, por pequeña que fuera, podía repercutir en algo más grande: “una bellota se puede convertir en un roble; un roble, en una casa”. Bajo la premisa, el ponente incitaba a todo aquel que fuese a crear una empresa a tener en mente que el éxito estará en aquellas sedes que sean capaces de crear desde un cuenco pequeño hasta la casa más lujosa.

Sin dejar las metáforas a un lado, Rei opinó sobre la utilidad y rentabilidad de los productos: lo bueno sería que la inversión o perjuicio que se vaya a causar sobre algo, sea, como mínimo, igual de beneficioso que el coste. “Si utilizamos la madera de un árbol de cien años para crear algo nuevo, el producto deberá tener, por lo menos, cien años de utilidad”.

A través de distintos ejemplos de innovación empresarial explicó cómo las marcas analizadas seguían teniendo una misma esencia desde la creación: la convicción y la filosofía. Toda empresa deberá innovar, transformarse y adaptarse a lo largo de los años según las demandas sociales, pero deberá tener clara cuál es su filosofía empresarial y una idea esclarecida del negocio.

 

3 claves para reforzar el éxito empresarial

En este sentido, la consolidación de relevancia como industria y como sector estará directamente relacionado a tener una convicción, convertir las debilidades en fortalezas y hacerlo todo con optimismo; mucho más allá de innovar interna o externamente.

  1. “Have a conviction”

Tener una convicción muy clara de cuál es tu negocio, por qué se crea y qué va a hacer. Los tiempos cambian, las ideas, las cosas e incluso los humanos. Pero el propósito de una empresa debe permanecer intacto en el trascurso del tiempo.

  1. ¿Debilidades? No, fortalezas

Inamoto explicaba cómo sus condiciones laborales le han llevado a ser un extranjero en su área de trabajo, pudiendo parecer inferior al resto de sus compañeros. En este sentido –y en todos en general-, es necesario convertir las debilidades en fortalezas porque lo que consideramos como flaqueza puede ser el aspecto que haga destacar sobre los demás.

Antes o después, las máquinas serán capaces de sustituir a los seres humanos en muchos aspectos de la vida, pues tienen un aprendizaje mucho más acelerado que el nuestro. La tecnología está avanzando tanto que en los próximos años podría llegar a ocupar el 97’6% de los puestos de contable que existen en la actualidad, así como los de cocinero (96’3%), camarero (93’7%), doctor (79’2%) o programador (48’1%). Pero esto no significa que no exista un futuro para estos puestos de trabajo, sino que deberán reinventarse para hacer algo insustituible por las máquinas. “Si somos capaces de crear algo de la nada, desde 0 y perfeccionarlo hasta el 10, mantendremos nuestro trabajo intacto. Los contables deberán crear algo de la nada y perfeccionarlo hasta que termine el proceso, cosa que las máquinas no pueden hacer. De momento”, explicaba.

  1. Optimismo

Pero independientemente del puesto de trabajo que tenga cada persona, lo importante se sitúa en el optimismo, haciendo referencia más concretamente al sector publicitario. En un momento donde todo el mundo se muestra reacio ante la publicidad, hay que poner la mirada positiva y hacer porque reviva: “Tenemos que darnos cuenta de la suerte que tenemos por estar en un campo tan creativo. Todo el mundo dice que la publicidad ‘está muerta’, pero si mantuviésemos vivo el optimismo en todo lo que hacemos, estoy seguro que podríamos seguir adelante”.

Rei Inamoto durante el c de c 2019 explicando las claves para reforzar el éxito empresarial | Fuente: Club de Creativos

Así, la relevancia como industria, no tiene nada que ver con la innovación. Trata más de tener una convicción que te lleve a convertir una debilidad en fortaleza para hacerlo todo con optimismo.

 

Creativity for the new economy

La industria creativa ha ido evolucionando, está haciéndolo y seguirá cambiando, pasando a nuevas fases. El tokiota explicó cómo antes la creatividad era algo reservado de los creativos y, hoy en día, “tenemos esa proliferación que hace que todo sea mucho más accesible para las personas”.

Dentro de este ecosistema, Rei asegura que es una de las patas que mueve la economía y nos empuja hacia delante como sociedad, personas y planeta; pero siempre teniendo en cuenta una serie de factores:

  • Claridad. Si tienes una idea creativa tienes que tenerla clara
  • Maestría. Hacer las cosas bien, un dominio total de lo que hacemos; tanto de la tecnología como de los medios
  • Tenacidad
  • Humildad
  • Diversidad, que se ha visto beneficiada por tecnología. Cuanto más diverso sea nuestro pensamiento, mejor será nuestra creatividad

La tecnología seguirá avanzando para hacer que todo sea más eficiente y cómodo; pero la empatía que pueden demostrar las personas inconscientemente, esa conversación, conexión… Inamoto cerró la ponencia volviendo al principio: ¿Cómo podemos ser relevantes? Siendo nosotros mismos. Las personas son capaces de crear algo que jamás podrá transmitir una máquina: la magia, mucho más importante y grande que cualquier tipo de lógica. “Como seres humanos, podemos crear magia. Si seguimos haciéndola, conseguiremos, finalmente, ser relevantes”.