La televisión de pago en España supera los seis millones de abonados

El 84,2% de los abonados a la televisión de pago tienen contratado alguna modalidad empaquetada

Según datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, en el tercer trimestre de 2016 se han superado los seis millones de abonados a la televisión de pago y se han incrementado en 140.000 respecto al trimestre anterior. 
Del total de los abonados, el 84,2% tenían el servicio contratado bajo alguna modalidad empaquetada, en concreto 5,06 millones, casi 190.000 más que en el segundo trimestre de 2016. El empaquetamiento con más crecimiento en el último trimestre de 2016 ha sido el paquete quíntuple (que combina televisión de pago con telefonía fija y móvil, banda ancha fija y banda ancha móvil). Este paquete ha contabilizado más de 192.000 altas netas nuevas en el trimestre y ha alcanzado un total de 4,5 millones de abonados.
Gracias a las suscripciones a ofertas empaquetadas, la televisión de pago ha registrado unos ingresos de 458,4 millones, frente a los 359,3 de la televisión en abierto y los 76,1 millones de los servicios de radio.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Por tecnología, la televisión IP (XDSL/FTTH) con un aumento del 55,8% en ingresos por abonados con respecto al tercer trimestre del año anterior y una facturación por abonados de 247,6 millones de euros, seguida de la televisión por satélite que, con unos ingresos por abonados de 140,6 millones, retrocedió el 23,3% con respecto al tercer trimestre de 2015. Por su parte, la televisión por cable y la teleonline,han registrado avances positivos del 5,3% la primera y del 15,3% la segunda.

Respecto a los ingresos publicitarios, que incluyen publicidad convencional, patrocinios, televenta, telepromoción y emplazamiento de producto, se han alcanzado  414,4 millones de euros (76,1 millones de radio y 338,3 millones de televisión). En el caso de la televisión, 3,7 millones corresponden a la televisión de pago y 334,6  a la televisión en abierto. Dentro del segmento en abierto, las televisiones privadas obtuvieron 312 millones de euros, el 93,3% del total de la inversión publicitaria en televisión; mientras que el restante 6,7% corresponde a las televisiones públicas que han visto reducida su presencia en este segmento desde la desaparición de la publicidad en la Corporación RTVE.

En términos de consumo, el promedio se ha establecido en 202 minutos (3 horas y 22 minutos) por persona y día, disminuyendo el consumo con respecto al trimestre anterior debido los meses de verano. En relación con el trimestre anterior, este consumo ha supuesto un descenso de 29 minutos de visionado de televisión por espectador y día.

Por plataforma, el consumo de televisión, tanto en abierto como de pago, se ha repartido en un 78,6% para la TDT, el 2,9% para la televisión por satélite y el 18,5% para las plataformas de cable y TV-XDSL/FTTH.

Por grupos, Mediaset y Atresmedia han sido líderes con 30,4 y 26 puntos de cuota de audiencia trimestral, respectivamente; y los dos canales más vistos durante el último trimestr de 2016 han vuelto a ser Telecinco y Antena 3, con una cuota de audiencia del 13,7% y del 12,1%, respectivamente.